Clínica Biolaser La Moraleja

  • es

Centro de referencia en tratamientos Láser

Centro comercial el bulevar, Paseo Alcobendas 10, La Moraleja

MEJORAR LA PESADEZ DE PIERNAS

mejorar la pesadez de las piernas

Si sufres pesadez de piernas o varices no te pierdas las siguientes recomendaciones.

Daremos una serie de soluciones e ideas, que el paciente puede realizar para mejorar los síntomas y signos de la Insuficiencia Venosa Crónica (IVC).

 1.      RECOMENDACIONES

  •  Compresión elástica.

Este principio terapéutico representa una de las medidas más eficaces. La ventaja de la media elástica estriba en la sencillez para su colocación, sobre el vendaje elástico,. Las medias elásticas se dividen en cuanto longitud ( hasta la cintura, hasta medio muslo y hasta la rodilla) y según su compresión en (fuerte, media y ligera). La indicación de un tipo o de otro viene dada tanto por la zona donde se quiera ejercer la compresión, morfología anatómica, grado de estasia y peculiaridades individuales de cada paciente.

  • Ejercicio físico.

No todo tipo de ejercicio físico puede resultar beneficioso. Caminar a paso rápido es la actividad física más beneficiosa. Se recomienda también la práctica de algún deporte de los considerados beneficiosos, como por ejemplo, la natación.

En cuanto a los deportes, no todos son favorables. No se recomienda el tenis, paddle, ping-pong, frontón, esgrima, voleibol y baloncesto, porque la contracción muscular mantenida y brusca dificulta el retorno. Otros como la equitación, halterofilia, motociclismo y fútbol, ejercen un efecto de bloqueo muscular y vascular permanente y pueden ser potencialmente peligrosos.

  • Masaje manual.

El masaje manual aplicado sobre la planta de los pies y progresivamente en sentido ascendente sobre toda la extremidad inferior, tiene un efecto beneficioso sobre la red venosa favoreciendo el retorno.

  • Hidroterapia.

Tiene una acción benéfica, se explica por el efecto tonificante que ejerce el agua templada o fría sobre las paredes venosas y la musculatura que determina cierto grado de vasoconstricción y aumento del tono. Se puede aplicar en forma de duchas o chorros de agua fría, siempre en sentido ascendente, o también realizar baños de inmersión hasta la cintura.

  • Hidratación de la piel.

La hidratación de la piel es esencial para evitar cuadros, como úlceras, dermatitis, eczemas…  Una buena hidratante, debe ser lo más inerte posible, que posea el mínimo excipiente y que no tenga efecto alergizante o irritante sobre la piel, una buena hidratación podría ser un aceite de origen mineral o vegetal (glicerina), que se suele emplear unido a otras sustancias como el agua de rosas al 50%.

  • Control de deformidades ortopédicas.

La presencia de anomalías estructurales del pie, deben ser corregidas precozmente. En general, a todos los pacientes se les recomienda evitar el uso de calzado, tanto con tacones altos como totalmente planos, que disminuyen la acción de la bomba muscular y plantar, siendo más aconsejable la utilización de zapatos con un tacón de 3-4 cm.

  • Control hormonal.

Es bien conocida, la  relación entre trastornos hormonales y la aparición de síntomas, como edema, pesadez y  molestias inespecíficas en las piernas.

2.      EJERCICIOS RECOMENDABLES

  • Caminar.

Es el ejercicio más simple y al mismo tiempo el más efectivo. Como se ha dicho antes, caminar a paso rápido es la actividad más beneficiosa.

  • Pedalear.

Tumbado sobre el suelo, eleva tus piernas y pedalea como si estuvieses en una bicicleta.

  • Levantar piernas.

Tumbado en el suelo , con la espalda apoyada y las manos bajo los glúteos, levanta una pierna cada vez y mantenla levantada de forma perpendicular al suelo. Es mejor realizar este ejercicio, apoyando la pierna levantada en forma de L sobre una pared. Notarás la mejoría inmediata.

  • Flexiones de rodilla y tobillos.

Tumbado en el suelo, sube la rodilla hacia el pecho flexionada, mientras realizas este ejercicio, haz giros con los tobillos.

3.      ALIMENTOS RECOMENDABLES.

  •  Fibra Alimenticia:Evita el estreñimiento, que como veremos más adelante es uno de los factores que queremos evitar.
  • Agua:Debe tomarse entre 1,5-2 litros diarios.
  • Antioxidantes:Tienen un efecto protector frente a los radicales libres. Contienen antioxidantes: el aceite de oliva, ajos, cebolla, zanahorias, cítricos…
  • Grasas poliinsaturadas:Aceites de semillas, como el de soja, girasol, maíz. Frutos secos. Pescados azules.
  • Potasio:Ayuda a eliminar el exceso de líquidos. Contienen potasio, hortalizas, verduras, frutas como el plátano y aguacate, levadura de cerveza, frutos secos.

4.      ALIMENTOS A EVITAR

  •  Sal :Produce retención de líquidos y favorece la aparición de edemas.
  • Grasas Saturadas:Contienen grasas saturadas alimentos como la mantequilla, nata, embutidos, repostería industrial.
  • Picantes y comidas fuertes.
  • Alcohol, café, tabaco y chocolate:Considerados como sustancias vasodilatadoras.

 5        FACTORES A EVITAR

  •   Sedentarismo y ortostatismo.

Recomendamos al paciente evitar estar “ de pie y quieto” en la medida en que le sea posible, intercalando paseos cortos a lo largo de la jornada, y también, a intervalos regulares, hacer movimientos circulares de los tobillos para poner en funcionamiento la bomba muscular.

  • Aplicación de calor local.

Evitar el efecto vasodilatador del calor, es una de las reglas básicas de los pacientes con IVC. Se recomienda evitar:

  • La exposición directa, inmóvil y prolongada al sol y a los rayos UVA.
  • El calentamiento excesivo de las viviendas.
  • El empleo de mantas calefactoras.
  • La aplicación de baños y duchas muy calientes.
  • La utilización de procedimientos de hidroterapia que supongan el empleo de agua muy caliente, la sauna y los baños turcos.
  • La depilación cutánea de las piernas empleando ceras calientes.
  • Compresiones segmentarias.

Se contraindica, formalmente el uso de prendas de vestir ajustadas, faja-pantalón, ligas, pantalones muy ceñidos o similares.

  •  Obesidad y estreñimiento.

Desde el punto de vista general, el exceso de peso aumenta el trabajo del sistema cardiovascular. La obesidad se asocia frecuentemente con el estreñimiento, factor éste que puede incidir en la insuficiencia venosa aumentando la presión intra-abdominal, que repercute en el retorno venoso de los miembros inferiores.

 

Deja un comentario